lunes, 3 de junio de 2013

TABLA PERIÓDICA


En 1869 un químico ruso llamado Dimitri Ivánovich Mendeléiev, a sus 35 años de edad, publica la Tabla Periódica de los Elementos. Coge los 60 elementos químicos conocidos en la época y los coloca por orden creciente de sus masas atómicas, dejando en el mismo grupo a los elementos que tienen propiedades químicas similares. Lo más meritorio de esta clasificación es que Mendeléiev deja huecos pronosticando la existencia de elementos cuyo descubrimiento se realizará años después.

En 2013, un químico español de 37 años, bloguero de afición, hace un intento de clasificación de los otros elementos, los políticos, en una entrada de su blog. Como no es psicólogo, sociólogo, ni politólogo se encuentra tan capacitado para este empeño como Fátima Báñez para acabar con el paro. Tiene entonces dos opciones. Asumir sus limitaciones y dejar que otra persona más cualificada realice este trabajo o encomendarse a la Virgen de la Soledad, patrona de Arganda, su lugar de residencia, y que ésta le ilumine en su labor. Al igual que la Ministra de (des)Empleo opta por la segunda, pero cada vez que intenta comunicarme con su patrona para pedirle ayuda recibe la misma contestación: Por sobrecarga en la red, llame dentro de 5 minutos.

No es de los que gusta dejar las cosas a medias y como ya había realizado la labor de navegar en las webs de algunos partidos decide compartir con todos nosotros algunas de las cosas que ha encontrado y que le han resultado significativas.

En la página del PSOE se puede ver una pestaña llamada Ideas y Valores que comienza así: El Partido Socialista Obrero Español, con más de 130 años de historia, es una organización política de la clase trabajadora y de los hombres y de las mujeres que luchan contra todo tipo de explotación, aspirando a transformar la sociedad para convertirla en una sociedad libre, igualitaria, solidaria y en paz que lucha por el progreso de los pueblos.

El es socialista y se lo cree aunque soy consciente de que a alguno de vosotros ésto os suena a ciencia ficción. Estáis en vuestro derecho de creer lo que queráis, pero si ésto os parece ciencia a ficción ¿qué me decís de cómo comienza su historia el Partido Popular? A principios de los 70, Manuel Fraga interesó a un grupo de personas en la idea de crear y articular una organización de talante reformista y con ideología de centro, con el fin de ofrecer una nueva alternativa política a la sociedad española.
El Ministro franquista Fraga, en plena dictadura, organizando a espaldas del Caudillo un partido de centro reformista. Y a vosotros os parecía que el programa electoral con el que se presentó a las elecciones Mariano Rajoy en 2011 era la mentira más grande jamás contada.

Sorprende a nuestro amigo que en la web de IU,  en un alarde de modernidad moderna, cuando pinchas en la pestaña de ideas lo que aparece es una representación de etiquetas. Éstas aparecen en distinto tamaño según su importancia. Las de mayor tamaño son Alternativa económica, Alternativa social, Convocatoria social, Derechos civiles, Derechos humanos, Derechos laborales, Elecciones 2011, Huelga general, Igualdad, Memoria histórica, Recortes, Vivienda, Lucha por la paz y Europa. No pasa desapercibido que las etiquetas Andalucía y Asturias estén igual de destacadas que las anteriores mientras que Extremadura tiene el mismo tamaño que Honduras, OTAN, Transporte o Wikileaks. 

Un capítulo aparte merece la web de UPyD de la que cabe destacar su manifiesto fundacional. Partimos de un supuesto revolucionario: que los ciudadanos no nacen siendo ya de izquierdas o de derechas, ni con el carnet de ningún partido en los pañales. El supuesto es revolucionario hasta decir basta. Es posible renunciar a tus ideales, principios y valores, aunque los hayas tenido desde la cuna, aunque tu padre fuera a prisión por defenderlos, siempre y cuando esta renuncia te permita liderar un partido político y seguir viviendo de la política por los siglos de los siglos. Puestos a hacer demagogia, hay que criticar a todos los políticos por el mero hecho de serlo y vivir de ello, menos a ti misma. Ser considerado de izquierdas o de derechas no nos parece el centro del problema, aunque nos apiadamos cordialmente de quien carece de mejores argumentos para descalificar al adversario. Que un partido que tiene como portavoz de Cultura e Igualdad a Toni Cantó se permita el lujo de apiadarse cordialmente de nadie es pa´mear y no echar ni gota que decía mi abuelo.

Considera nuestro bloguero que a todos se les ido un poco la mano exagerando sus virtudes, hasta tal punto que CiU se define como un grupo de personas que creen en un modelo de país integrador y solidario.

La entrada empieza con alcalinos, alcalinotérreos, lantánidos, actínidos, halógenos, etc. y termina con PSOE, PP, IU, UPyD y CiU. Los elementos químicos y los elementos políticos tienen una cosa en común: hay mucha gente que no los distingue, mucha gente a la que le parecen todos iguales. Pero no es así. Tanto unos como otros se organizan en grupos y tienen características y propiedades completamente distintas. Te pueden gustar más o menos, pero no son iguales.

2 comentarios:

  1. Muy bueno, tienes razón, no todos los partidos son iguales, ni mucho menos. El problema del PSOE no es que sea igual a los demás en sus planteamientos e ideales, que, para mí, son los más justos. El problema es que tiene políticos muy iguales a los del resto. Políticos como González, Solbes, Salgado y otros que están en Consejos de Administración de empresas que son la antítesis del pensamiento socialista y es lo que hace, tomando la parte por el todo, que la gente piense que el PSOE de Pablo Iglesias es igual al PP, lo que no deja de ser una verdadera desgracia

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Completamente de acuerdo. No cuidar esa imagen nos hace muy difícil el trabajo a los que hacemos política local todo el día a pie de calle en contacto con los ciudadanos.

      Eliminar